jueves, 11 de mayo de 2017

Lamb - Between Darkness & Wonder (2003)




Volvemos a hacer una incursión en la música electrónica, esta vez de la mano del grupo britanico Lamb, compues1to basicamente por dos brillantes personajes; uno de ellos aporta las ideas, las composiciones y la magia del sonido. La otra aporta hermosas letras, y una cálida y emotiva voz. Son Andrew Barlow y Louise Rhodes, el nucleo de esta formación llamada Lamb.
Es la banda de música electrónica con la mayor carga de misticismo que he escuchado hasta el momento. Y eso se siente de manera especial en este álbum que hoy les presento. 





Artista: Lamb
Álbum: Between Darkness & Wonder
Año: 2003
Género: downtempo, trip hop, electrónica, Chill Out
Duración: 45:51
Nacionalidad: inglesa



Lista de Temas:
01. Darkness
02. Stronger
03. Sugar 5
04. Angelica , part of the "Bergamasque Suite"(Claude Debussy)
05. Till the Clouds Clear
06. Wonder
07. Sun
08. Learn
09. Please
10. Open Up
11. Hearts and Flowers




Alineación:
Emily Anne / voces
Avril / voces
Andy Barlow / Compositor, Harp Arreglos, mezcla, arreglos de cuerda
Gary Barlow / Compositor
Bob Becker / Viola
Stephanie Bennett/ Arpa
Charlie Bisharat / Violín
Nicolaj Bjerre / Batería
Pall Bjorgvin / Guitarra
Mark Bjornsgaard / Coro / Coro
MJ Cole / Teclados, programación, remezcla
Larry Corbett / Violonchelo
Chi 2 Strings / arreglos de cuerda








En un post anterior dedicado al disco Eargasm de Plumb Djs, puse como video de cabecera uno correspondiente a la canción Morning Sun, precioso tema en el que Louise Rhodes interviene en calidad de voz solista. Aquella fue una colaboración puntual, pero Louise, aunque guarda muchas afinidades con aquel duo de Djs, proviene de otra banda que combina trip hop, drum'n'bass, downtempo, chill out, y otros estilos: se trata de Lamb








Lamb está formado esencialmente por el duo Louise Rhodes y Andy Barlow: la una cantante, y el otro productor. Los dos guapísimos. Los demás componentes se fueron agregando posteriormente, algunos para intervenir de manera eventual, otros para quedarse por mucho más tiempo. 








En sus comienzos como banda, Louise y Andy, eran dos jovencitos de Manchester, Reino Unido, llenos de sofisticadas ideas, como la de  fusionar  la subida de adrenalina propia del  drum'n'bass, con la serenidad del downtempo y el chill out, cosa que consigueron desde su primer álbum, que data de 1996, y  que también se llamaría Lamb. Ambos eran fans de artistas como Bjork, Portishead o Massive Attack.

Su música, a decir verdad, se inclina más hacia el lado sereno,  pues al escucharla transmite más bien sentimientos de paz y armonía, aunque acompañados no pocas veces por la alargada sombra de la melancolía. Procedentes de Manchester, los Lamb se terminaron identificando con el trip hop de Bristol, un sonido que fue muy popular durante la década de los '90, y que a diferencia del trip hop tradicional, es una mezcla de JazzDubdrum'n'bass, con una fuerte componente vocal.






El budismo Zen es una influencia importante en la música de Lamb, ya que Louise es una budista declarada: “El budismo influye mucho en mi manera de crear, pero de una manera sutil, como tiene que ser. Para mí, toda la idea de la creatividad es que viene a través de nosotros, no desde nosotros. Y eso tiene mucho que ver con el budismo, que sostiene que todos los seres somos uno, no somos entes separados sino que estamos unidos. Y para acceder a una gran mente, que es un río que corre a través de la conciencia humana, todo lo que necesitamos hacer es conectar con ella. Para mí la creatividad es eso, conectar”, decía la cantante en una entrevista con el sitio web Face Culture.






A su primer álbum en 1996 le siguieron ocho años de discreto éxito (aunque en ámbitos más reducidos se convirtieron en una banda de culto), en los que sacaron otros tres álbumes, culminando ese período en 2004, con un álbum de "Grandes éxitos" cuyo titulo fue Best Kept Secrets ( Los secretos mejor guardados). Pero en realidad, el final de su primera etapa como banda fue después de  Between Darkness & Wonder (entre la oscuridad y lo maravilloso), el álbum del que nos ocupamos hoy, que es el cuarto de su carrera musical. Después de este trabajo fueron cada vez más remisos a dar conciertos y actuaciones ante medios de comunicación, hasta que finalmente cada uno tomó su propio rumbo.






Louise, después de una breve experiencia de vida en una comuna, en 2006 lanza su primer álbum en solitario, Beloved One, al que le siguieron otros tres. Todos ellos pasaron sin pena ni gloria.
En cuanto a Barlow, se vio inmerso en gran variedad de interesantes producciones.
A partir de 2009 se reunificaron como banda, y, por lo que parece, han seguido grabando y dando conciertos hasta el presente.


El álbum del que tratamos hoy, Between Darkness & Wonder, es, para mi, de una riqueza y una sofisticación exquisitas, tanto en lo que se refiere a arreglos y composición, como en cuanto a los textos. Grabado en una pequeña casa de campo en la localidad de Bath, con la  colaboración de otros músicos y compositores: el bajista de jazz Jon Thorne, el guitarrista islandés Oddur Mar Runnarson y el baterista danés Nikolaj Bjerre, el disco no logra  convencer a muchos críticos. Qué raro... a mi en cambio es el que mas me gusta de los que he escuchado de su discografía, y para otros críticos es de lo mejor que han grabado. Quizás los que se sintieron desengañados esperaban una mayor fidelidad a la linea seguida en sus trabajos anteriores.








En mi opinión, Between Darkness & Wonder no es solamente un excelente disco de música electrónica: en algunos momentos se adentra en lo progresivo, e incluso en la calidez de la canción de autor. Encontraremos en él bellísimos arreglos para conjuntos de cuerdas; unos delicados acompañamientos con guitarra acústica. Unas letras que hablan de maravilla y asombro, de espiritualidad y de luz, escritas por Louise, que, dicho sea de paso, también ha escrito dos libros para niños, The Phlunk en 2013, y The Phlunk's Worldwide Symphony en 2014. Ignoro si posteriormente habrá escrito alguno más.


Como ya habían hecho en discos anteriores con otras piezas clásicas, esta vez se inspiraron en el Claro de Luna de la Suite Bergamasque de Debussy, para componer el precioso tema Angelica.





Lamb parece alcanzar la madurez en este disco tan conceptual y elaborado. A mi juicio este es su mejor momento, y sin embargo, justo llegados a  este punto, poco después se separarían, para volver a reunirse en 2009 alegando echar de menos el trabajar juntos.

Lamb arde en nostalgias del paraíso, y siente un fuerte anhelo de regresar a él. La melancolía es el destierro del Edén, aunque - y también lo dice Louise -,  "el paraíso siempre estuvo aquí, a la vista, para todo el que lo pueda ver"... y para el que no, sólo queda la melancolía, que a menudo se cristaliza en música.


                                               el Canario



No hay comentarios:

Publicar un comentario