sábado, 29 de julio de 2017

Dissidenten - Sahara Electric (1985)

Tanto rodar por Andalucía escuchando a  Guadalquivir, Tomatito y Radio Tarifa, me ha despertado muchas ganas de darme un salto a Marruecos, que está cerca. 
Y como tanto hemos hablado de fusión, de músicas del mundo, de mestizaje cultural... vamos a ver si también se da ese fenómeno con la musica marroquí. Atentos, que incluso entre las dunas del desierto puede haber sorpresas









Artista: Dissidenten
Álbum: Sahara Electric
Año: 1985
Género: world music, pop rock, afrobeat
Duración: 46:20
Nacionalidad: Alemania


Lista de Temas:
01. Inshalla (Kif Kif)
02. Fata Morgana
03. El Mounadi (The Desert Life)
04. Sahara Electric
05. Casablanca (Wacha Wacha)
06. Shadows go Arab

Alineación:
Composed By / Josch, Klein, Müllrich
Drums, Synthesizer, Producer / Marlon Klein
Engineer / Gunni Heidler, Marlon Klein
Flute / Friedo Josch 
Vocals / Mbark Chadili
Vocals, Mandolin / Cherif Lamrani
Vocals, Percussion / Mohammed Ayoubi




















Sahara Electric es el segundo álbum de la banda que se autodenomina Dissidenten. Salió en 1984 en Alemania y en 1985 en España.

Es un disco cuyo título trae a mi imaginación una banda de tuaregs blandiendo guitarras eléctricas en pleno Tanger. Unos temas cuyos nombres evocan desiertos, lunas crecientes, faquires encantando serpientes… una portada cuyas dunas,camellos y personajes envueltos en túnicas no hacen mas que confirmar esa impresión: pero cuando uno empieza a creer que sabe de qué trata el disquito, ve el nombre de la banda, “Dissidenten”, y los esquemas empiezan a venirsele abajo: ¿Dissidenten? ¿Eso no está en alemán??



Y en efecto, Dissidenten son el prototipo del ario, germanos hasta la médula, se llaman Friedo Josch, Uve Mullrich y Marlon Klein.. .llegado a este punto uno se siente estafado, porque al escuchar las canciones no encuentra nada relacionado con las fiestas de la cerveza en el Tirol, y cosas así; muy al contrario, todo está cantado en árabe, todo suena muy árabe…










En realidad, todo es explicable, teniendo en cuenta los tiempos en que vivimos. Retrocedamos hasta el año 1980. La banda alemana Embryo, que era un grupo experimental de los ’70, no sobrevivió al fin de esa década y algunos de sus miembros fundaron Dissidenten.

Ya en Embryo, como en otras bandas alemanas de la época, se apreciaba una influencia de lo oriental en su música. 
Holger Czukay (miembro de Can), por ejemplo, incluyó una grabación radiofónica de un cantante iraní desconocido en el tema “Persian Love Song”, de su álbum Movies (1980).
Pero Dissidenten  llevaron eso aún más lejos, y su primer proyecto (Germanistan, 1982), fue grabado en la India, con músicos locales (The Karnataka School of Percussion).









Entre 1982 y 1983  entró en auge un curioso fenómeno:  muchos músicos comenzaron a hacer música y a grabar en colaboración con sus colegas del llamado  “Tercer Mundo”.  Peter Gabriel,  inaugura el  Womad en 1982 . Y a partir de ahí  fue tomando forma el fenómeno llamado World Music.  Dissidenten fueron unos pioneros en este nuevo género, y  jugaron un importante papel en su expansión: en 1983 se fueron a Tánger instalándose con sus equipos de sonido en el mismísimo palacio del Sultán.
Un amigo de Paul Bowles  les ayudó a encontrar músicos marroquíes, de la banda Lemchaheb: Cherif Lamrani ( mandoloncello y voz) , Lbark Chadili (voz) y Mohammed  Ayoubi,( percusión y voz).

De este mestizaje  entre músicos alemanes y marroquíes resultó el álbum Sahara Elektrik, que  fue lanzado en Alemania en 1984. En 1985 una de sus canciones, Fata Morgana, se convirtió en un enorme éxito en toda Europa, pero en especial en España y en Italia.
La calidad de sonido del disco en general no es demasiado buena, pero la fusión de las voces cantando en árabe con las notas insistentes del mandoloncello y la percusión de Ayoubi,  dan a la música un sabor local, un profundo encanto árabigo/mediterraneo  que logra transmitir una fuerte impresión de autenticidad.  Después de varias décadas, el tema Fata Morgana suena todavía novedoso.





Posteriormente, Friedo Josch, Uve Mullrich y Marlon Klein siguieron con la misma estrategia: viajar a países de culturas muy diferentes para tocar y grabar con músicos locales, y siempre con éxito. Pero todo eso ya es otro capitulo..
















Una breve bio sacada de "La Uva y la Parra":



















Dissidenten - Dissidenten 1983-2003

Cuando el término "World Music" empezó a formar parte del léxico de la música en los años 80, Dissidenten fue el primer grupo de vanguardia, en Europa, de la world music; de hecho, fué el New York Times quien los denominó "padrinos del World-Beat". Pioneros del etno-techno, Dissidenten (Friedo Josch, Uve Mürllrich y Marlon Klein) procede de Berlin, si bien la suya es una trayectoria calificable como de nómada.

Su primer trabajo, Germanistan (1982), fue registrado en India, donde se habían instalado tras una gira asiática, en colaboración con el Karnataka College of Percussion y la cantante Ramamani, de Bangalore. Para su siguiente álbum ya se habían instalado en Tánger, introducidos por el autor americano Paul Bowles. Así, en el Palacio del Sultán graban en 1983 Sahara Elektrik, con la ayuda de Sheikh Abdul Al Rashid, una de las personalidades más influyentes de la escena musical árabe. El disco incluía la afamada "Fata morgana", canción que les convertiría en tremendamente populares en España e Italia y, a partir de ahí, en Reino Unido, Estados Unidos y Canadá. Instalada en España su base de operaciones, el grupo continuaría con su trayectoria viajera. De un lado, para satisfacer los compromisos en directo que su creciente popularidad les acarreara en Norteamérica; de otro, porque sus visitas a la India han sido una constante y, finalmente y como motivo primordial, por su cercanía con Marruecos, auténtico vergel del que extraerán las ideas que luego pervertirán con ritmos electrónicos. 

Editan, en España, Life at the Pyramids en 1986, y en su cuarto álbum (Out of this world, 1989) el grupo colabora con algunos brillantes músicos norteafricanos; además de la sección de cuerda de la Real Orquesta Nacional de Marruecos, el álbum también presenta a Cherif Lamrani y Mahmoud Saadi, miembros de los legendarios grupos Lemchaheb, Jiljilala y Nass El Ghiwane. La producción tiene lugar en Rabat, Casablanca, Tánger y Madrid.



En 1992, el grupo viaja entre Berlín, Bombay y Bangalore en la India meridional, para finalizar el trabajoThe Jungle Book, con reconocidos artistas como Trilok Gurtu y Ramesh Shotham. En los años siguientes, se implican en varios lanzamientos de la compañía discográfica creada por Dissidenten, Exil Musik y en prestigiosos festivales de Europa, editando en el 98 su segundo álbum en vivo, Live In Europe. Entre 1999 y 2002, siguen con proyectos (como una ópera sobre el río Danubio y A Worldbeat Odyssey, donde nueve DJ´s/productores remezclan nueve temas de casi todas las fases de la historia de Dissidenten), hasta llegar a 2004, en el que se edita el álbum doble Dissidenten 1983-2003, que recopila sus éxitos con algunas remezclas, mestizaje de flautas, laúdes y percusiones hindúes con ritmos sintéticos y drum´n´bass. El exotismo del ritmo.


el Canario 



No hay comentarios:

Publicar un comentario